La Argentina es el problema. El mundo es la solución.

abril 27, 2009

El segundo semestre

Filed under: Cotidiana — Jorge Avila @ 5:16 pm

La mayor incógnita político-económica del año es qué pasará en el segundo semestre. A mediados de mes, escribí que el segundo semestre es impronosticable. Depende en grado sumo del resultado de las elecciones legislativas del próximo 28 de junio y de la reacción del ex-presidente Kirchner ante aquél.

Si ganara en forma moderada (nadie le pronostica una victoria contundente), podría seguir llevando adelante la misma política de aguante y atraso que ha caracterizado a su Administración desde mayo de 2003. Si perdiera moderadamente, se abrirían dos escenarios: a) que se las ingenie para que la derrota electoral no sea vista como tal por la opinión pública, de manera de continuar gobernando como hasta ahora con el asentimiento de una oposición que no quiere abortar el proceso institucional, o b) que se incline por una suerte de cohabitación con la oposición triunfante, lo cual remataría en alguna normalización institucional y económica (eliminación de los superpoderes, acercamiento al FMI, renegociación de la deuda en default). Por último, si perdiera de manera inequívoca, cabe considerar la posibilidad de que se incline por una "renuncia épica", es decir, un portazo apenas más elegante que la salida en helicóptero del ex-presidente De la Rúa.

¿Cuál de estos escenarios es el más probable? Ya lo dije: es imposible saberlo. Hay que apostar, como sucede casi siempre. Miguel Ángel y Andrea Broda publicaron en la edición de ayer de La Nación un informado artículo sobre la profundidad, la extensión y la intensidad de la futura recuperación económica. Señalan que la recesión empezó con mucha fuerza en el tercer trimestre de 2008, que en el primero de 2009 perdió fuerza y que tocaría fondo en el segundo o tercer trimestre de este año. Agregan que, a partir de entonces, la recuperación será muy débil y que 2010 será un año "anémico". Todo esto en la medida en que el Gran Macroeconomista Argentino, como apodan a Kirchner, no cometa nuevos errores económicos y no sobrevenga un desastre político.

A su vez, José Luís Espert publicó en la edición del martes pasado de Ambito Financiero un artículo sobre la probabilidad de un default. Afirma que el Gobierno puede pagar los servicios de la deuda pública del corriente año haciendo malabarismos. O sea, echando mano a reservas del BCRA, depósitos en el Banco Nación y fondos de la ANSES. Destaca que esta política de financiamiento traerá desconfianza, fuga de capitales y recesión. Y se pregunta si el Gobierno, en medio del fárrago, será capaz de resistir la tentación de tirar la toalla del default.

abril 22, 2009

Hipocresía izquierdista

Filed under: Miscelánea — Jorge Avila @ 6:47 pm

Un lector asiduo del blog me mandó hace un par de días sus impresiones sobre la hipócrita conducta de la izquierda ante la epidemia de dengue que afecta al país. Luego de pedir su aprobación, armé un post con dichas impresiones pues él está diciendo las cosas mejor que yo. Añadió, además, abundantes links a fuentes periodísticas.

Doctor Avila:

¿Qué pasa con la izquierda en la Argentina?

Estalló la epidemia de dengue, ya llegó a Buenos Aires, mató gente en varias provincias. ¿Y la izquierda? ¿No hacen marchas los estudiantes de la UBA? ¿No salen a cortar calles los "movimientos sociales"?

Los partidos de izquierda no hacen denuncias. Mire que sobra material, desde el insecticida vencido en el Chaco, pasando por el aumento del precio del repelente y el posible ocultamiento de casos, hasta la orden del gobierno para no sancionar la emergencia sanitaria.

¿Dónde están Pitrola, Zamora, Ripoll, Echegaray, Tumini, Alderete, Yasky, Persico, De Genaro?

Como notará, estoy nombrando izquierdistas tanto opositores como afines al gobierno. Pero ninguno aparece. Se lo pregunta un simple ciudadano y trabajador que ha padecido los cortes del puente Pueyrredón, pues vivo en Avellaneda y trabajo en Capital. En mi trabajo ya pregunté a mis compañeros y nadie me supo contestar. Usted, mi querido doctor, tiene contacto con gente que sabe de política y quizá pueda contestar la pregunta o tal vez habría que dedicarle un post para que algún blogger nos facilite la respuesta.

Hoy vi un cartel del Partido Obrero pegado cerca de la estación Avellaneda y decía "la crisis que la paguen los capitalistas". Hoy, a las 18, habla Pistrola en Racing. ¿Y el dengue? Kirchner dijo ayer que no era una enfermedad de la pobreza.

Bueno, si le hice perder el tiempo sepa disculparme. Y en honor a la cantidad de estupideces que hemos escuchado todos estos años: el robo del agua subterránea y del agua de los glaciares para llevarla al primer mundo, la conspiración del FMI con las grande potencias para perjudicar a Latinoamérica pero sobre todo a la Argentina porque a USA no le conviene que nos vaya bien, el robo de las multinacionales al pueblo argentino, etc.

Yo aquí denuncio que la izquierda no dice nada porque está manejada en su conjunto por Hebe de Bonafini, y es ella, junto con Carlotto, la que tiene el poder real en la Argentina. La izquierda se ha puesto de acuerdo para no perjudicar al gobierno en las próximas elecciones quizá por una cuestión ideológica pero también por miedo de perder el dinero "de la caja" que reciben muchas "organizaciones sociales" y ONG.

Guillermo

PD: Busqué algunas páginas web de izquierda para leer opiniones publicadas.

1) En primera plana de la página web del Partido Obrero no se ve ninguna mención del dengue. En el costado derecho se ve un link a otra página llamada tribuna de salud. Allí se habla sobre la enfermedad pero se le echa la culpa a la sojización, al desmonte y al uso de productos tóxicos en la actividad agraria y por ultimo pide luchar contra el capitalismo.

2) En la página de izquierda la fogata digital, aparecen tres opiniones. Primera: Aquí se le echa la culpa a la urbanización desordenada y dice que es un problema mundial; la alarma mediática se dio porque un mosquito puede picar a un rico como a un pobre. Segunda: Se queja porque no se permite fumigar a una organización social, luego culpa a la deforestación, contaminación y a las multinacionales petroleras que pagan a periodistas cipayos alentando limpiezas sociales. Tercera: En el encabezado dice "el dengue lo incubó la inacción de varios gobiernos", se afirma haber advertido sobre la enfermedad durante 15 años y el culpable es la emergencia sanitaria y el desmonte.

3) En la página del MST se destaca que la enfermedad. Me parece que se ajusta a la realidad; lamentablemente, en la última parte se termina culpando al capitalismo; pero destaco que es la única que responsabiliza al gobierno por el manejo de la crisis.

abril 15, 2009

Reportaje de Ámbito Financiero

Filed under: Periodística — Jorge Avila @ 6:59 pm

La periodista Florencia Lendoiro del diario Ámbito Financiero me hizo una entrevista telefónica el miércoles de la semana pasada que salió publicada al día siguiente. Debo reconocer que el extracto que publicó Florencia está mucho mejor dicho e hilvanado que mis opiniones del momento.

La entrevista publicada no dice, sin embargo, todo lo que se me ocurrió entonces o que he pensado desde entonces. Por ejemplo, mi pronóstico del tipo de cambio para fin de año es de fórmula porque, realmente, creo que el segundo semestre de 2009 es impronosticable. Hasta el 28 de junio la marcha de la economía no será muy distinta a la actual. Pero a partir del 29 de junio pueden pasar muchas cosas. Un reconocido periodista de La Nación que me crucé hace un rato en la calle me pidió un escenario para el segundo semestre. Le respondí que armarlo es tarea imposible. Insistió. Me pidió que supusiera que Kirchner pierde en forma moderada las elecciones, que no quiere abandonar el poder y que entra la variante correcta. Le respondí que en tal caso Kirchner debería completar el proceso de ajuste de las tarifas de los servicios públicos, frenar la expansión del gasto público e inventar alguna excusa para volver al FMI y conseguir un préstamo de u$s 15.000 millones para cubrir los vencimientos de la deuda pública de 2009 y una buena parte de los de 2010. Como el FMI quiere volver a tener a Argentina entre sus deudores, es muy probable que el préstamo se otorgue en tanto y en cuanto el INDEC sea normalizado y vuelva a generar estadísticas serias y se encare una renegociación cierta con los tenedores de deuda en default.

Reitero, sin embargo, que no creo probable que el ex-presidente entre en ninguna variante correcta, cualquiera sea el resultado de las elecciones. Después de la estatización de las AFJP, Kirchner tiene crédito cero. No espero de él más que barbaridades. En cambio, de la opinión pública argentina espero que presione para que sea sometido a un juicio público que sirva de ejemplo para las futuras generaciones y que, algún día, un escritor con el predicamento de E. Sábato, pero que defienda el derecho de propiedad, escriba el equivalente del libro Nunca Más.

ENTREVISTA A JORGE ÁVILA, ECONOMISTA DEL CEMA

"Mercado ya descontó el poselecciones"

El dólar cotizará a $ 4,20 hacia fin de año, y la situación fiscal estará aún más debilitada. Los pronósticos pertenecen a Jorge Ávila, economista del CEMA, para quien, y aunque tras la reunión del G-20 en Londres hubo un cambio de expectativas respecto del dólar futuro, la devaluación es la única salida que tendrá el Gobierno para financiarse. Antes «tratarán de colocar deuda de cualquier manera, empezando por ese insólito bono sobre reservas de los bancos del que se habla», indicó.

Periodista: ¿A qué adjudica la baja del dólar de los últimos días, cuando venía subiendo fuertemente?

Jorge Ávila: El mensaje emitido en la cumbre de Londres tuvo un rápido impacto en la formación de expectativas respecto del dólar futuro en la Argentina. Hubo un cambio de clima por la modificación de las reservas del Fondo Monetario y su mayor flexibilidad en el otorgamiento de préstamos, la ampliación de las reservas de las que le tocaría a la Argentina unos u$s 2.500 millones. Esto, vehiculizado a través de los grandes inversores, hizo que ceda la demanda. No creo en el argumento del impacto por liquidación de exportaciones. También el anuncio del préstamo de China influyó.

P.: Hubo también una señal del BCRA, que pasó a frenar la baja.

J. A.: Sí. El Banco Central ha demostrado que no quiere un retroceso del tipo de cambio, y que en definitiva la variable de ajuste para la mala situación fiscal por la que va a atravesar el país en la segunda mitad del año es la devaluación y la recaudación del impuesto inflacionario.

P.: ¿Proyecta una situación fiscal aún más débil?

J. A.: Sí. El superávit fiscal cerró en un 3,10% del PBI el año pasado, y este año irá hacia el 1%, o menos. Ya el Tesoro nacional debe estar sufriendo escasez de recursos para enfrentar intereses o amortizaciones de la deuda pública. Hacia fin de año, esto se va a agravar. La Argentina tenía más o menos fondeado el financiamiento para este año, en parte por el superávit que se esfuma porque los ingresos crecen menos y el gasto público lo hace más rápido que la recaudación.

P.: ¿Cómo se soluciona?

J. A.: Si la Argentina no tiene acceso al FMI -que sería el salvoconducto ideal con un préstamo de 15.000 millones de dólares a un 4% anual-, sólo puede devaluar. No puede colocar deuda en el mercado de capitales, no puede o quiere aumentar la recaudación tributaria por el costo político, no quiere bajar el gasto público, le queda sólo el endeudamiento. Algo va a sacar del Banco Mundial y el BID, y habrá alguna colocación algo extorsiva de bonos en las reservas de los bancos.

P.: ¿Como el bono de los u$s 1.000 millones sobre los depósitos en dólares de los bancos?

J. A.: Exacto. Pero hay que recordar que ese fue el primer paso para la crisis de 2001, cuando el sistema crepó porque se quebró la independencia del Central y porque se introdujeron bonos de forma coercitiva en las reservas de los bancos.

P.: ¿En qué nivel ve el dólar hacia fin de año?

J. A.: Viene subiendo en un orden del 20% anual. Si el año empezó con un tipo de cambio de $ 3,45, puede terminar en un $ 4,20.

P.: ¿Sería mejor que se sincerara el tipo de cambio rápidamente en vez de esta suba diaria de un centavo?

J. A.: La devaluación siempre es veneno. Aun así, creo que Martín Redrado lo está haciendo con mucho arte. Pero hay que decir que es malo, sobre todo después del tremendo incremento de la recaudación tributaria que ha beneficiado a este Gobierno.

P.: Pero a la vez hay muchos sectores que lo piden.

J. A.: Es cierto que detrás está la UIA, que es la abanderada de la devaluación porque de allí vienen sus beneficios y no de la competitividad. El campo es un socio, aunque menos descarado, que la aplaude. La CGT, aunque suene paradójico, también lo quiere porque le permite ejercer el músculo de las conquistas sociales. Y para el Gobierno es la única salida.

P.: ¿Es correcto que la AFIP no pague las devoluciones de IVA a exportadores porque operan con paraísos fiscales?

J. A.: No. Esa es una práctica común y además se trata de problemas distintos. Las devoluciones son parte constitutiva del sistema del IVA. Es como no venderle dólares a la cotización oficial a alguien que vende drogas. Véndale los dólares y después persígalo con la DEA o quien sea. Es una explicación pobre e injustificada la de la AFIP.

P.: ¿Qué cambios económicos se producirán tras las elecciones?

J. A.: La situación será más delicada. Se acelera la devaluación del peso, una caída de la recaudación con un gasto público creciendo por encima, y el Gobierno tratará de colocar deuda de cualquier manera, empezando por ese insólito bono a los bancos del que se habla. Igualmente no creo que se vaya a producir una crisis como la de 2001 porque hay bastantes dólares en el Banco Central y tienen cierto grado de libertad a través de la devaluación. No creo que el riesgo de default de los bonos vaya a crecer mucho porque está muy alto. El mercado ya descontó el post 28 de junio.

abril 10, 2009

Bancos en la mira

Filed under: Cotidiana — Jorge Avila @ 12:21 pm

Dos periodistas del diario Ambito Financiero dieron la primicia esta semana. El lunes 6, Guillermo Laborda anunció la posibilidad de que el Gobierno nacional, que se encuentra acosado por la falta de financiamiento voluntario externo e interno y por la caída en términos reales de la recaudación, coloque un bono sobre los encajes de los depósitos en dólares. El miércoles 8, Pablo Wende confirmó la iniciativa oficial.

El Gobierno se prepara a colocar un bono por un monto de u$s 1.000 millones sobre los encajes de los depósitos en dicha moneda que han formado los bancos. Se estima que los encajes en exceso de los exigidos por el BCRA ascienden a u$s 4.500 millones, casi la mitad del total de depósitos en dólares en el sistema bancario argentino. De forma que no debería minimizarse la probabilidad de que en el futuro se coloquen nuevos bonos sobre esa capacidad prestable ociosa a la fecha. (El gráfico siguiente, tomado del mismo diario, ilustra el rápido aumento de los depósitos en dólares del sector privado en el primer trimestre del año.)

argendolares.jpg

Tras tocar casi 52.700 millones en enero de 2001, los depósitos en dólares fueron devastados por la devaluación con pesificación asimétrica que se implementó a principios de 2002. En forma lenta, sin embargo, fueron aumentando hasta llegar a u$s 8.000 millones en diciembre de 2008. La inseguridad, el costo de las cajas de seguridad y el costo más bien elevado de hacer un depósito en un banco del exterior, fueron venciendo al temor a un nuevo corralito. La expectativa de una devaluación acelerada del peso indujo una dolarización adicional de los depósitos en el primer trimestre del año, que ahora ascienden a 9.000 millones. Los bancos pagan por ellos una tasa de interés muy baja, inferior a 2% anual, en parte, por la fuerte reducción de la tasa de interés mundial y, en parte, porque los bancos argentinos sólo pueden hacer préstamos en dólares a las empresas que generan ingresos en dólares. Como la demanda de préstamos se desplomó en los últimos meses, los bancos se encuentran de golpe con esas elevadas reservas de liquidez. El Gobierno, ni lerdo ni perezoso, quiere apropiarse de ellas por medio de un bono que pagaría un interés de 10% anual en dólares. Los bancos se oponen, ya que de entrada esa "inversión" les reportaría una pérdida de u$s 100 millones. (Note que para evitar una pérdida de capital los bancos deberían recibir una tasa de 22% anual = 19% anual por riesgo-argentino + 3% anual por tasa de interés de un bono equivalente de EEUU).

En abril de 2001, hace apenas ocho años, el ex-ministro Cavallo maniobró para que el ex-presidente De la Rúa despidiera a Pou de la presidencia del BCRA, metió el euro en la convertibilidad y obligó a los bancos a aceptar un bono por u$s 2.500 millones sobre sus encajes. La suerte de la convertibilidad y de los bancos quedó, en ese trágico mes, sellada. El corralito fue una consecuencia prácticamente inevitable. En un clima de alta incertidumbre como el de entonces cualquier chispa podía desatar el incendio de una corrida bancaria. Nadie quería recibir un bono cuando venciera su depósito.

La actual situación es distinta, sobre todo, porque los depósitos bancarios son mucho menores que en 2001. Pero el camino se hace al andar. El mismo lunes 6 vi gente muy previsora que cancelaba depósitos y contrataba cajas de seguridad. Si bien circula el rumor de que la AFIP podría abrir las cajas, la gente tiende a creer que ese acto extremo, comparable a la expropiación de la casa o el auto de la familia, es improbable.

Lo cierto es que mientras los argentinos que ahorran en bancos estén sujetos a las arbitrariedades de la jurisdicción argentina, no habrá paz, ni ahorro ni crédito en cantidades significativas. La expropiación de las AFJP, el uso de sus fondos para cubrir déficits de la Nación y las provincias y gastos de la campaña electoral, y ahora el bono à la Cavallo, son un duro testimonio en tal sentido.

abril 2, 2009

Raúl Alfonsín 1927-2009

Filed under: Miscelánea — Jorge Avila @ 8:08 pm

El martes 31 de marzo, a las 20:30, falleció el ex-presidente Alfonsín en su departamento de Av. Santa Fe. Cientos de simpatizantes se fueron agolpando frente a su casa con el paso de las horas, y miles hicieron cola ordenadamente al día siguiente para despedirse de él en el Salón Azul del Congreso Nacional, donde fue velado casi 48 horas. Esta mañana se pronunciaron algunos buenos dircusos en dicho salón frente a una multitud de gobernadores, legisladores y otros políticos locales y del exterior. Me llamó la atención el discurso de José Sarney, el ex-presidente de Brasil. Poético, brillante y bien dicho. Suministró la perspectiva de un estadista que conoció de cerca las circunstancias por las que atravesaban Argentina y Brasil durante la gestión alfonsinista. Todavía no puedo emitir una opinión balanceada sobre la administración y la vida del ex-presidente muerto. He sido firme y público opositor a sus políticas económicas e internacionales. Pero su talla histórica merece este reconocimiento. Comparto en un todo el mensaje del poster que publicó la Fundación Atlas 1853 en el día de la fecha.

Alfonsin.jpg

Powered by WordPress. Implementado por DigiKol